martes, 11 de julio de 2017

Precauciones antes de practicar un deporte


El ejercicio resulta vital para mantener una buena salud, pero también tiene sus riesgos, sobre todo si no se toman las medidas necesarias. Evítalo siguiendo estas sencillas recomendaciones.

  • Sométete a una revisión médica. En la mayoría de gimnasios ofrecen esta posibilidad. Un buen chequeo debe contar con pruebas como una espirometría (para valorar la capacidad pulmonar), un electrocardiograma de esfuerzo y una radiografía de tórax. El médico, además, examinará la presión arterial y el pulso, la fuerza y la flexibilidad, el estado de las articulaciones, etc.
  • Dedica unos minutos a calentar. Sea cual sea la práctica deportiva elegida, un buen calentamiento previo prepara el cuerpo para el ejercicio, aumenta la resistencia y reduce el riesgo de lesiones.
  • Empieza de forma gradual. Dosifica el esfuerzo e incrementa la intensidad del ejercicio conforme estés más preparado para ello.
  • Utiliza el calzado y el equipo adecuado para la especialidad elegida. Además de estar más cómodo y aumentar tu rendimiento físico, evitarás el riesgo de sufrir lesiones.
  • Hidrátate bien. No olvides beber 250 mililitros de agua antes de la práctica deportiva y 250 mililitros cada media hora de actividad.



No hay comentarios:

Publicar un comentario